Jugando con Hazel y Slack

Juguemos un poco con tecnología. Por ejemplo, enviando información desde Hazel a Slack.

Si trabajas en la plataforma Mac seguramente sepas qué es Hazel —si no lo sabes, necesitas saberlo—. Y si eres una persona con cierto apego a la tecnología y vives en el planeta tierra, entonces conocerás Slack.

Si además de todo eso utilizas ambas, debes saber que se llevan bien. Te lo demuestro en Medium.

Para mí ha sido un descubrimiento ponerlas a trabajar juntas y recibir notificaciones en una sala dedicada de Slack de todos los cambios —o los cambios que me interesan— que Hazel realiza en mi ordenador.

Las utilidades de este pequeño truco pueden ser muchas y variadas. Quizá alguna te sirva.

Introduciendo Getting Things Done

Introduciendo Getting Things Done, o para que nos entendamos, GTD®.

He escrito esta entrada originalmente en Medium, la que ha sido mi casa durante un tiempo y que con sus luces y sombras me sigue gustando bastante. Si no sabes qué es GTD® con esta entrada puedes hacerte una idea de algunos rasgos que caracterizan a esta metodología de efectividad personal.

A vueltas con Todoist y GTD®

Algunas personas me han pedido una idea sobre cómo configurar Todoist como gestor de listas para aplicar GTD®. Aquí la tienes.

Revisión 2020:

Ahora que has llegado hasta aquí, seguramente estés buscando el modo de configurar Todoist como tu gestor de listas para tratar de aplicar la metodología GTD. He de decirte que con el paso del tiempo me he dado cuenta de la enorme sobre-complicación innecesaria que supone el modo de configurar esta herramienta que te propongo a continuación. He pensado en actualizar la entrada, e incluso en borrarla. Sin embargo, me he dado cuenta de que puede resultar muy útil para ti en el contexto adecuado.

Si a día de hoy re-escribiese esta entrada, escribiría algo muy parecido a lo que mi compañero y casi vecino Pablo Paredes ha escrito en el blog de Aprendiendo GTD, una fantástica serie sobre cómo configurar Todoist como tu gestor de listas para GTD. Haría algo diferente, pero en su base la entiendo una configuración más que adecuada. Te recomiendo encarecidamente su lectura, antes o después de leerte esta entrada.

Si te lees ambas, alcanzarás ese contexto adecuado en que esta entrada puede serte útil. Tómatela como un ejemplo de sobre-complicar algo que realmente es mucho menos enrevesado. La complejidad extra que yo propuse cuando escribí esta entrada es absolutamente innecesaria, te lo aseguro. Y tú también sufrirás esa tentación. Espero que la posibilidad que te brinda la lectura de ambas y la posibilidad de poder poner cara a cara lo adecuado y lo inadecuado te ayude a evitar ese océano de sobre-complicación en el que casi todas las personas caemos al montar nuestros sistemas.