Perfecto… o no

Hacía tiempo que no te dejaba una canción. Hoy te dejo una donde lo perfecto y su extremo opuesto llegan a fusionarse, y que me permite hacer desde aquí mi pequeño homenaje a una figura inigualable. Otra donde también ocurre. Y una más. Disfrútalas. Quizá quieras aprovechar el momento para reflexionar sobre ciertas cosas que ocurren, bendecidas por esa perfección e imperfección al mismo tiempo, aprovechando tenerlas de fondo.