Lo más difícil

Lo difícil no es tener una lista de cosas para hacer. Y, en contra de lo que muchas personas piensan, lo más difícil tampoco es hacerlas.

Lo realmente difícil y donde casi todas las personas fallan es construir la lista correcta para luego utilizarla adecuadamente. Ese representa el verdadero reto que casi nadie quiere asumir y trae las consecuencias que casi todos conocemos.